Bailando la degradación del color de la historia

La blanquitud no es tan sólo la subordinación de las identidades subalternas a una cultura dominante. La aspiración implantada a algo que jamás se podrá ser. La blanquitud es en el fondo parte del ethos realista, expresa la aceptación y reproducción de la sujeción de la vida al mundo capitalista y su ideología.

Intentemos desdoblar a contra pelo el síntoma Michael Jackson. El rey del pop como fantasma anti-guía de la Historia de la civilización occidental y del mercado mundial, según ha sido contada por sus winners (His-story como decía Fredy Perlman), quien por medio de su famoso paso lunar regresa la cinta a través del supuesto tiempo lineal, criticando su inercia progresiva y positiva.

Michael Jackson, el ser humano más cercano a Mickey Mouse, como una enigmática figura de figuras. Un montaje de imágenes —en el espacio, como zombie, de regreso a África o al Egipto antiguo, o en su bizarre visita a México en 1993 como parte del (Neoliberalism) Dangerous World Tour— que, visto por la hendidura adecuada, se expresa y refleja en nuestras propias barrocas y fragmentarias identidades.

Queremos raspar la herida dejada por el cosmocidio de la conquista de América, por el comercio del triángulo del atlántico fundado en la esclavitud de los pueblos africanos y origen del occidente moderno. Hagamos un recorrido a contrasentido por el surco de la historia para auto-representarnos, conscientes de que lo hacemos portando unos lentes empañados por el espectáculo de la cultura única global y el drama político y social del presente Mexicano. Viajemos en un moonwalk al pasado hasta dar con el rizoma de donde surgimos para imaginar nuestro futuro más allá de la modernidad capitalista y más allá del cuerpo y el planeta que hoy día somos y habitamos.

(english)

Their programme on PASS, titled Moonwalking His-story, will, in part, explore the figure of Michael Jackson as ghost from His-story. From the perspective of Bolivar Echeveria and Frantz Fanon, whiteness is not something that is solely given my the color of the skin but, rather, by accepting and reproducing the whole protestant-capitalistic ethos and ideology. Thus, Michael Jackson becomes an enigmatic figure of figures (in the space, as a zombie, back in Africa, in his visit to Mexico in 1994) to explore notions of interiorized colonialism and contemporary oppressions through the lenses of spectacle society.

They will also present Zúngale, which relates to an affinity group with the same name that works inside Cráter Invertido. It produces collaborative drawing sessions, known as “cannibal graphics” for the destabilization of authorship and the creation of the notion of an absurd “collective imaginary”. In the last year , Zúngale has also explored, together with Radio Tropiezo, the notion of “sound comix” and sound abstraction.